Alcaldías de la CDMX tendrán nuevas facultades en seguridad.

  • Compartidos
 en Seguridad

Alcaldías de la CDMX tendrán nuevas facultades en seguridad


Legisladores señalan que los titulares de las Alcaldías de la CDMX podrán implementar sus propios mecanismos.

Te puede interesar: Estos son los nuevos derechos de los habitantes de la CDMX

A partir del 2019, las nuevas alcaldías de la CDMX (Ciudad de México) podrán contar con autonomía para crear mecanismos —acordes a sus necesidades— para salvaguardar la seguridad ciudadana; sin embargo, éstas deberán regirse por la ley local y nacional vigentes.

El diputado local de Morena, José Alfonso Suárez del Real, explicó que la diferencia principal con las delegaciones, que son órganos descentralizados, es que actualmente existe una administración de los elementos policiacos por parte del jefe de Gobierno y la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), por lo que se tienen que acoplar a los programas que ellos propongan.

Cabe señalar que el artículo 42 de la Constitución de la CDMX estipula mecanismos específicamente para la seguridad ciudadana; es decir, que retiró la palabra “pública” que contiene ahora la SSP, aunque el término pudiera ser similar, sus funciones darán a los territorios de la capital la opción para designación, desempeño o remoción de los mandos policiales que correspondan a sus usos y costumbres.

“A diferencia de las delegaciones donde no hay ningún colegiado existente entre las jefaturas y el jefe de Gobierno, como lo será el cabildo —representantes de cada alcaldía—; es decir, que ahora los alcaldes y alcaldesas desarrollarán programas de seguridad acordes a sus necesidades, mismas que serán representadas al cabildo a efecto de organizarlos respecto de sus límites territoriales y las funciones del gobierno central en materia de vialidades primarias”, dijo a El Economista.

La Ciudad de México tiene una Secretaría de Seguridad Pública que se divide en las 16 demarcaciones; es decir, que si bien las alcaldías tendrán la facultad de crear mecanismos, estarán subordinadas a las normas locales.

“Las alcaldías podrán negociar los recursos federales, sí. Dentro de la carta magna ya está estipulado el rubro para el fortalecimiento contra el delito, las alcaldías podrán solicitar que se etiqueten recursos que serán destinados para el Gobierno de la ciudad, además de contratar a elementos policiacos de instituciones oficiales, por ejemplo, la (Policía) Bancaria”.

Ley de seguridad ciudadana

Por separado, el asambleísta del PRI, José Encarnación Alfaro Cázares, afirmó que se tendrá que diseñar una ley que reemplace facultades o términos de la Secretaría de Seguridad Pública para que vaya acorde a lo establecido en la Carta Magna capitalina.

“Se debe integrar un sistema de seguimiento (de seguridad), ese sistema no existe actualmente, tendrá que ser diseñado por el nuevo Congreso de la Ciudad de México que seguramente será ley de seguridad ciudadana, (…) en ese sistema estará la ‘silla ciudadana’, las organizaciones de ciudadanos para darle seguimiento de coordinación de alcaldías y gobierno”, mencionó.

El dictamen aprobado de la Ley Orgánica de Alcaldías de la Ciudad de México, aún pendiente para su publicación, en las responsabilidades de los servidores públicos, apartado cuatro, señala que a partir de la instalación de la alcaldía, su titular elaborará un Proyecto de Programa Provisional de Gobierno para la demarcación territorial que someterá a opinión de su consejo, quien lo revisará y en su caso aprobará a más tardar el último día de enero del 2019.

Encarnación Alfaro señaló que más que cambiar el nombre a la SSP, también se establecerán las reglas para que las demarcaciones pueden contratar su propia vigilancia.

“Algunas delegaciones han contratado elementos de seguridad para casos específicos, parques, vialidades y se les permite por parte de la SSP, esto significa darle ya organización a esa función de este nuevo modelo de gobierno de proximidad”.

Autonomía en los recursos

Mientras tanto el diputado del PAN, José Gonzalo Espina Miranda, expresó que las demarcaciones podrán ser autónomas en el área de prevención del delito y tener libre albedrío para destinar cierta cantidad.

“Actualmente hay delegaciones que destinan bastante para contratar elementos de policía auxiliar y otras no tanto e incluso los desvían para otros fines (…) por eso los concejales, regidores, tendrán que vigilar las decisiones de los alcaldes, efectivamente habrá un contrapeso importante”.

Espina Miranda agregó que los alcaldes no podrán tomar decisiones unilateralmente, por lo que en cualquier aspecto se tendrán que tomar las decisiones por mayoría y descartó la posibilidad de un conflicto en cada demarcación por la implementación de sus propios mecanismos de seguridad.

Por Salvador Corona | El Economista


Publicaciones recomendadas
[index]
[index]
[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]