Después de Elba Esther, los nominados son…

  • Compartidos
 en Corrupción

Elba Esther Gordillo, “la maestra”; fruto de un presunto manejo ilegal de las cuentas de los agremiados del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, tenía dos casas en San Diego, una cuenta de crédito de 3 millones de dólares en una tienda departamental de lujo, viajaba en jet privado – en síntesis,  un vida llena de lujos que no justificaban sus ingresos. Pero si de manejos obscuros, derroche y uso político de los sindicatos se trata, Elba Esther es solo una pieza de un rompecabezas armado de abusos del puesto por parte de dirigentes sindicales que se aseguraron de llegar, instalarse y quedarse “por siempre” en el cargo. (1)

Otra pieza es Carlos Romero Deschamps, líder del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, quien se ha visto rodeado de escándalo; el último  es el regalo que hizo a su hijo de un auto Ferrari Enzo, cuyo valor es superior a los 24 millones de pesos. Conviene recordar que en 2001 se destapó el desvío de recursos de 500 millones de pesos a la campaña presidencial del priista Francisco Labastida Ochoa, que derivó en una sanción del IFE al PRI por mil millones de pesos. El “Pemexgate” no le hizo nada a Romero, pues se encontraba protegido por el fuero constitucional. En 2011 se declaró prescrito el delito de peculado electoral en su contra por estos hechos. Si alguien ha probado los frutos de la impunidad, es él. (2)

Continuando con la lista de abusadores del cargo y de falsa representación de los trabajadores, Joel Ayala Almeida tiene un lugar asegurado en este ranking. Ayala es el dirigente de la Federación Sindical de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE) desde hace más de 14 años y acaba de ser reelecto para el periodo 2013-2019. Al tomar posesión aseguró que la calidad de vida de más de un millón y medio de trabajadores mejorará al dotarlos de mayores créditos para vivienda y automóviles, y la regularización de quienes por años han laborado en condiciones inestables. (3)

A la lista de cabezas sindicales que armaron su imperio gracias a las cuotas de los agremiados, figura desde el año 2000 el dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos, Siderúrgicos y Similares de la República Mexicana, Napoleón Gómez Urrutia. Sin ser minero, “Napo” sencillamente heredó el poder de su padre. Estudió economía en la UNAM y posgrados en las universidades de Oxford y Berlín. Exiliado en Canadá desde 2006, tras ser acusado de diferentes delitos –entre ellos el desvío de 55 millones de dólares del gremio minero a sus cuentas personales–, el dirigente se encuentra prófugo. (4)

Otra pieza: Joaquín Gamboa Pascoe, Secretario General de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) desde 2005.Gamboa Pascoe ha sido cuestionado por sus finos casimires, costosos relojes y autos de lujo, a lo que él ha respondido: “A mí nunca me verán en huaraches”. Posiblemente porque sintió pasos en la azotea, en la 134 Asamblea General Ordinaria del H. Consejo Nacional de la CTM, dijo que entregó al Presidente Enrique Peña Nieto una constancia en la que se suma al Pacto por México. (5)

Víctor Flores Morales se coloca en el número favorito de Elba (por aquello del panzazo); es el dirigente del Sindicato de Trabajadores Ferrocarrileros de la República Mexicana desde hace más de 17 años.. A sus 73 años, en noviembre de 2012 fue electo para un nuevo periodo de seis años. De acuerdo con El Piñero de la Cuenca, Flores Morales en su juventud se sentía Elvis Presley y así llegaba vestido a las pachangas con los amigos. (6)

El séptimo en turno es Víctor Fuentes del Villar, líder del Sindicato Único de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana (SUTERM), que aglutina a 64 mil trabajadores. El año pasado fue reelecto para otro sexenio. Ha sido acusado de permitir que las empresas contratistas operen a su antojo (sobre todo tras el cierre de LFC en octubre de 2009) y de llevarse un porcentaje del 2 % de la cláusula por desplazamiento laboral. (7)

La octava pieza de este mosaico es Francisco Hernández Juárez , secretario general del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana ¡desde 1976! La Corriente Nacional de Telefonistas por la Democracia –obviamente contraria a él – denunció que a partir de la privatización de Telmex, Hernández presuntamente acordó con la empresa no cubrir las vacantes naturales generadas por jubilación, defunción, renuncia, pases de confianza y despidos por diez mil plazas en 1999, además de la desaparición de cinco mil puestos de trabajo. (8)

Con esto damos por concluida nuestra lista de  8  líderes sindicales que llegaron a la cima, y ahí se han quedado. Bueno, Elba Esther ya no está en ella, pero figuró y disfrutó de su posición durante 23 años.

Con base en Sin embargo.mx, El Universal, Proceso

@Ciudadanosenred


Publicaciones recomendadas
[index]
[index]
[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[index]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]
[523.251,659.255,783.991]