Contaminación auditiva por vendedores ambulantes.

Inicio En Voz Alta Medio Ambiente Contaminación auditiva por vendedores ambulantes.

Etiquetado: 


  • Anónimo

    Enviado por: Vecino
    Fecha: Septiembre 23, 2010.

    Los alrededores del mercado de la Pro-Hogar se han convertido en una fuente de contaminación acústica proveniente de vendedores ambulantes de elotes, tamales o discos piratas. Su ruido perturba todo el día desde muy temprano los fines de semana e incluso después de las 9 de la noche en domingo. Peor aún, ahora incluso mi vecino microemprendedor ha salido a hacerle competencia al comercio ambulante vendiendo piratería en su zagüan y como nadie le dice nada ni se queja…

    Según los considerandos de la norma oficial mexicana NOM-081-ECOL-1994, que
     establece los límites máximos permisibles de emisión de ruido de fuentes fijas, se parte de dos hechos: 1) el ruido daña al ser humano y 2) la gravedad del daño depende de la frecuencia con la que se rebasan los límites máximos permisibles de ruido que esta norma estableció en 68 decibeles (dB) en el día y 65 dB en la noche. La norma en el Distrito Federal reduce estos límites a 65 y 62 dB respectivamente.
     Lo anterior establece el daño a la salud y a las actividades cotidianas que causa el ruido. Sin embargo, al parecer este tipo de contaminación es ignorado por completo.

    En Mayo envié un mensaje a la delegación Azcapotzalco para consultarles sobre un tema que me afecta como cuidadana y vecina de la colonia Pro-Hogar en la delegación Azcapotzalco. Pidiendo que me remitieran a la oficina correspondiente para canalizar mi
    preocupación, a 5 meses sigo esperando respuesta.
     El ruido es tan intenso que hace vibrar los vidrios y la estructura misma de nuestras edificaciones y que ningún tapón de oídos puede mitigar. Su presencia impide o dificulta
    seriamente conversaciones, el sueño de los bebés, oír el radio o la televisión, o concentrarnos en la lectura o en el trabajo intelectual y, desde luego impide el sueño y el descanso, provocando con ello todos los daños a la salud documentados antes.

    No se trata de oponerse a que los individuos que han sido empujados a la informalidad por el actual modelo económico se ganen la vida. Al contrario, deberían impulsarse fuentes de trabajo. Sin embargo, este modo de ganarse la vida (incluso si son muchas, e incluso si son muchas más que las afectadas) no puede justificar la falta de respeto a los derechos de otros (incluso si son una minoría). Sostener otra cosa equivale a negar la vigencia del estado de derecho.

    Este debate contiene 0 respuestas, tiene 0 mensajes y lo actualizó  Anónimo hace 3 años, 7 meses.

Respuesta a: Contaminación auditiva por vendedores ambulantes.
Tu información:






<a href="" title="" rel="" target=""> <blockquote cite=""> <code> <pre> <em> <strong> <del datetime=""> <ul> <ol start=""> <li> <img src="" border="" alt="" height="" width="">

Ciudadanos en Red agradece su participación, por favor manténgase en el tema y sea respetuoso de los lectores

×