La corrupción el medio ambiente, un gran problema del que no se habla

corrupción en el medio ambiente

La corrupción tiene graves consecuencias para el medio ambiente. Algunos sectores, como la silvicultura, la protección de las especies en peligro de extinción, el suministro de agua, la explotación del petróleo, la pesca y la gestión de los residuos peligrosos, son particularmente vulnerables a la corrupción.

Entérate El desvío de recursos en México: cuánto dinero y qué estados

La corrupción existe en todos los niveles, desde la malversación o peculado durante la ejecución de programas ambientales hasta la corrupción a gran escala al expedir permisos y licencias de explotación de los recursos naturales, pasando por los pequeños sobornos a funcionarios.

corrupción en el medio ambiente

Además de tener efectos devastadores desde el punto de vista ambiental, esos actos también afectan a los medios de vida de las comunidades locales cuya existencia está ligada al medio ambiente.

A continuación te podrás enterar de cómo los bosques y los recursos hídricos están constantemente amenazados por las prácticas corruptas.

La corrupción y el tráfico de madera

El tráfico de madera es un gran negocio, y Asia Sudoriental se lleva la peor parte de la explotación ilegal. La región alberga alrededor del 7% de los bosques de edad madura del mundo, así como muchas especies de árboles singulares, y está experimentando la tasa de deforestación más rápida del planeta. Parte de esta deforestación se debe a la tala ilícita.

Te interesa Conoce las partículas contaminantes que a diario respiramos en la CDMX

Las redes de delincuencia organizada están causando un perjuicio ecológico irreversible que consiste, entre otras cosas, en una pérdida de biodiversidad sin precedentes, amenazas a especies en peligro de extinción y un aumento de las emisiones de carbono provenientes de los bosques que contribuyen considerablemente al cambio climático.

corrupción en el medio ambiente

También privan a las comunidades locales de sus ingresos y medios de vida, y como resultado crece la brecha entre los poderosos y los privados de todo poder y se restringe el acceso a los recursos y a la tierra.

Resulta muy grave el hecho de que la delincuencia organizada también alimenta la corrupción en la región, y los traficantes suelen recurrir a documentación fraudulenta para trasladar madera ilegal a través de las fronteras.

Los delincuentes dependen en gran medida de la corrupción para realizar sus actividades y se aprovechan de la complicidad de los funcionarios que encuentran a lo largo de toda la cadena de producción, desde el bosque hasta el puerto.

La corrupción del agua

La corrupción en el sector del agua es una grave preocupación en muchos sentidos. Como fuente de energía, para beber o con fines de saneamiento, el agua es una necesidad humana básica. Desgraciadamente, cada día millones de personas tienen dificultades para satisfacer esa necesidad.

Te recomendamos México social: medio ambiente, otra gran crisis

Si alguien desvía dinero para su propio beneficio, otros tienen que seguir utilizando agua poco segura y contaminada para su higiene, para beber y para preparar alimentos.

corrupción en el medio ambiente

Este sector es especialmente vulnerable a la corrupción por diversas razones. La principal es el gran número de instancias que intervienen en el sector, incluidos los diversos niveles de entidades públicas y el sector privado. Cuando se mueve mucho dinero y falta transparencia, la negociación de contratos, asignaciones, acuerdos y licencias se resiente.

La corrupción hace aumentar hasta en un 40% los costos de construcción de las infraestructuras de abastecimiento de agua. Por ello, cada año se necesitan en todo el mundo hasta 12.000 millones de dólares más para ofrecer agua potable y saneamiento.

La corrupción va más allá del simple pago de sobornos. La producción de alimentos es un ejemplo que pone de relieve las vastas repercusiones de la corrupción.

Lee también 5 maneras de cuidar el medio ambiente desde tu casa

El agua es esencial para la agricultura. Por ello, cuando no existe un sistema de rendición de cuentas, las poderosas empresas agroindustriales pueden desviar los recursos hídricos de pequeños agricultores que dependen de los ríos para regar sus cosechas y ganarse la vida.

Como te podrás dar cuenta, la corrupción no solo perjudica al medio ambiente, sino que también afecta gravemente a los menos privilegiados de la sociedad. Es necesario poner manos a la obra y evitar que sigan estas prácticas que no solo afectan a los ciudadanos, sino al ecosistema donde vivimos.