Suscribirme

LAS CASTAS EN LA COLONIA*

Sin categoría
abril 23, 2009

boletín finsemaneando LAS CASTAS EN LA COLONIA* Según el Diccionario Enciclopédico Salvat Universal, la palabra “casta” proviene probablemente del gótico kats, grupo de animales o “linaje”. Lo cierto es que las castas a las…

boletín finsemaneando
LAS CASTAS EN LA COLONIA*

Según el Diccionario Enciclopédico Salvat Universal, la palabra “casta” proviene probablemente del gótico kats, grupo de animales o “linaje”. Lo cierto es que las castas a las que haremos referencia y que se originaron con el arribo de los españoles  a tierras americanas, tenían una connotación vinculada directamente con los estamentos sociales y económicos de aquel mundo.

En el territorio de la Nueva España, los diferentes grupos ocupaban su lugar en la sociedad de acuerdo a una clasificación que, según el escritor y viajero ínglés Henry George Ward -quien visitó México en 1823-, era la siguiente:

1. Los antiguos españoles, llamados “gachupines” en la historia de las guerras civiles.
2. Los criollos o blancos de raza europea pura nacidos en América y considerados por los antiguos españoles como “nativos”.
3. Los indios o raza indígena de color cobrizo.
4. Los mestizos o casta mezclada de blancos e indios, que gradualmente se fueron fusionando con los criollos al volverse más remota la mezcla con la raza indígena.
5. Los mulatos o descendientes de blancos y negros.
6. Los zambos o chinos, descendientes de negros e indios.
7. Los negros africanos, ya fuesen manumitidos o esclavos.

Las tres primeras de estas castas y la última eran puras, y en sus varias combinaciones dieron lugar a las otras que, a la vez, estaban subdivididas ad infinitum en designaciones que expresaban la relación guardada par cada generación de sus descendientes con los blancos (cuarterones, quinterones, etcétera), ya que era deseable cualquier aproxima­ción a ello por ser el color reinante. ( Ward, Henry George, México en 1827. Selección SEP, Fondo de Cultura Económica, México, 1981)

Así lo percibió Ward. Sin duda, el destino de cada persona, de cada grupo, estaba atado al estamento social-racial que le había tocado; como en todo, hubo excepciones, pero fueron resultado de la situación económica de un individuo en particular; así, hubo mestizos que por su posición económica fueron registrados como españoles.

Además de las jerarquías establecidas en el campo y en las ciudades en función de ese complejo entramado, también era notoria la existencia de grupos considerados parte de la plebe, que reunía a personajes heterogéneos, como indios, mestizos, negros, españoles pobres, etcétera.

La población formada por las castas participó plenamente en los escenarios de la guerra de Independencia, empujados más por la injusta situación en vivían que por su precaria condición económica. No tuvo punto final el asunto de las castas con el advenimiento de la Independencia de México, que apenas movió las estructuras, las reacomodó; grandes sectores de la población siguieron en situación desfavorable. La condición racial siguió siendo determinante a lo largo del siglo XIX, y la guerra de castas fue una expresión violenta de este fenómeno en la península de Yucatán.

Las rebeliones indígenas y otros acontecimientos similares que tuvieron en su seno el maltrato y la discriminación fueron retratos de un mundo injusto que no se extinguió ni siquiera por la fuerza y el impulso que tomaron los desposeídos durante la revolución social en el México del siglo XX. Todavía hoy, en el México mestizo, rondan por ahí los atavismos y los señalamientos raciales; todavía causa resquemores de antiguos resabios ese fenómeno que se inició con la epopeya y la suerte de Gonzalo Guerrero en la península yucateca, quien ofrendó su vida defendiendo la de sus hijos, los primeros mestizos en tierras mexicanas, combatiendo contra sus hermanos los españoles.

* “Relatos e Historias en México” (Año 1.Num 1. Sept. 2008)

 

Tú, ¿qué opinas?

0 Visitas
`

SOMOS CIUDADANOS EN RED

ANÚNCIATE

SUSCRIBIRSE AL NEWSLETTER

Suscríbete a nuestro boletín y entérate antes que nadie de las noticias y consejos de Ciudadanos en red

Suscribirme al newsletter

CONTACTO

© Derechos Reservados Ciudadanos en Red

Politicas de privacidad y Términos y Condiciones