Persiste rechazo al alza arbitraria de tarifas de agua

  • Compartidos
 en Definiciones Corrupción, Metrópoli hoy y mañana, Movilidad

Las inconformidades con las nuevas tarifas de agua, continúan y no sólo por parte de personas físicas que recibieron en sus boletas incrementos sustantivos a los cobros habituales. Ahora son personas morales como la Embotelladora Metropolitana (una de las principales empresas de Pepsi), Kraft Foods, Central Hielera, Fábrica de Hielo Iglú, Camino Real, Posadas de México, Condumex, El Palacio de Hierro, Liverpool, Comercial Mexicana.

Estas compañías litigan contra el Gobierno del Distrito Federal para impugnar las nuevas tarifas de agua. Hasta el 17 de junio, de acuerdo con información del Consejo de la Judicatura Federal,  se habían promovido 225 amparos contra el artículo 172 del nuevo Código Fiscal del DF, si bien fueron admitidas a trámite 207. El artículo referido es precisamente el que define el sistema tarifario para pago de derechos por consumo de agua en el DF.

Los amparos permitirían a la Suprema Corte de Justicia de la Nación -en caso de que el asunto llegue a esa instancia- pronunciarse sobre el tema del cobro diferenciado según el nivel socioeconómico. No obstante, el director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México, Ramón Aguirre, afirma que los grandes consumidores son beneficiarios de un subsidio y pagan una tarifa por debajo del costo real; el Código Fiscal del DF establece que los grandes usuarios reciben subsidios que van del 2 al 39%.

La inconformidad con las nuevas tarifas no ha generado movilización ciudadana de gran envergadura que lleve a los gobernantes a cambiar e nuevo esquema tarifario. Aguirre destaca que al primer semestre de 2010 sólo 3 mil usuarios domésticos, de un total de un millón 933 mil, han solicitado la reclasificación de su predio por considerar que se les aplica una tarifa excesiva. Esto parece indicar que, en general, la ciudadanía aceptó que ya era tiempo que aumentara su aportación al costo de tener agua en su llave. No parece ser el caso de los grandes usuarios, quienes consideran que los subsidios para consumo doméstico a usuarios que habitan en manzanas clasificadas como populares y bajas son absorbidos por los consumidores de manzanas medias y altas.


Publicaciones recomendadas

Comentarios