Invertir is the new sexy

El concepto de inversión no es el más cercano, amigable ni cálido del mundo de las finanzas. Pero estás son 4 razones por las que es invertir is the new sexy.