Uso de químicos, nueva técnica para robar casas en CDMX

robo de casas

Amil Anna Pantoja sólo recuerda que escuchaba a su perra ladrar fuertemente, no paraba; sin embargo, el hombre sentía que el ladrido lo escuchaba cada vez más lejano, hasta que ya no supo más, porque él y su familia se quedaron dormidos. La razón: delincuentes los durmieron con químicos para asaltar su vivienda.

Lo anterior sucedió en la colonia Molino de Rosas, en la alcaldía Álvaro Obregón. Anna Pantoja aseguró que los ladrones echaron gas por debajo de la rendija de su puerta, hasta que el químico llegó a la parte de arriba (donde todos dormían); cuando despertaron se dieron cuanta que les faltaban varias pertenencias.

Los implicados robaron una moto y herramientas. Tras el hecho, Amil se siente inseguro en su propia casa, porque no descarta la posibilidad de que el grupo delictivo regrese, ya que no es la primera vez que los ladrones delinquen en la zona.

Algunos reportes indicaron que los asaltantes se aprovechan de los “puntos ciegos” de las cámaras de vigilancia. Los casos de Anna Pantoja y su vecino no son los únicos, existen más familias afectadas.

Cabe señalar que el día que robaron la casa de Amil, también entraron a la casa del vecino de enfrente. Sin embargo, al reportar la situación a la policía local, uniformados los convencieron de que no denunciaran.

La policía me decía: ¿A qué hora vas a levantar el acta? No vas a recuperar tus cosas; es un trámite muy engorroso, detalló Amil.

Robo de casas en la CDMX a la alza

Las últimas estadísticas del Semáforo Delictivo, apuntan que de enero a octubre, en la Ciudad de México se registraron 6 mil 257 casos de robo en casas. Agosto se mantuvo a la cabeza con 701 casos.

Las cifras apuntan que durante este mismo periodo, en la alcaldía Álvaro Obregón hubo 848 robos a casas; octubre tiene el mayor número con 108. Esta situación coloca a la alcaldía en color rojo y en las estadísticas con mayor incidencia delictiva. No obstante, el robo a casa-habitación es un problema generalizado que afecta cada día a más familias.

Foto: Semáforo Delictivo

 

Con información de ADN 40.