Ebrard: “a Rojas le pedí la renuncia inmediata”


La renuncia de Alejandro Rojas como secretario de Turismo no fue voluntaria sino una exigencia de Marcelo Ebrard por desobedecer la orden de no intervenir en la contienda para elegir al candidato de la izquierda para el gobierno capitalino.

“La instrucción expresa que tiene todo el gobierno es no participar en el proceso que está en curso, eso fue lo que les pedí a todos los secretarios. Se dio esa declaración y simple y llanamente le pedí al secretario de Turismo su renuncia inmediata, porque la posición del gobierno es esa y no voy a permitir que nadie haga otra cosa”, señaló el jefe de Gobierno capitalino.

El pasado martes, Rojas participó en la Feria Internacional de Turismo de Madrid, donde declaró que Miguel Ángel Mancera, “un marcelista confiable y leal”, llevaba la delantera en la encuesta que se realizó el fin de semana entre los contendientes, Alejandra Barrales, Martí Batres, Joel Ortega y Gerardo Fernández Noroña.

Horas después envió una carta de renuncia dirigida a Ebrard, explicando que dejaba el cargo en “congruencia y lealtad, que han sido valores fundamentales de mi quehacer político y el momento que vivimos no es la excepción.

“Con la intensión de que nadie se equivoque de que he intervenido, intervine o intervendré en el proceso para seleccionar al candidato del PRD y del Dia al Gobierno del Distrito Federal, he decidido presentar mi renuncia en carácter de irrevocable al cargo.”

El mandatario capitalino, sin embargo, dijo ayer que la renuncia no fue voluntaria, sino una exigencia por traicionar la advertencia que hizo a principios de año de respetar los procesos, y “eso significa no intervenir y él intervino, entonces se le pidió la renuncia”.

Incluso, lanzó nuevamente la advertencia para: “Ya saben a qué le tiran: no voy a permitir que hagan otra cosa”.

—¿Puso en riesgo el proceso?

—Pues, no diría tanto, pero es algo, desde el punto de vista del gobierno, inaceptable, y por eso le pedí la renuncia.

En entrevista radiofónica con Joaquín López Dóriga, Rojas reconoció que su declaración fue “un error político, pero no creo que afecte el resultado. Nunca fue mi intención intervenir en el proceso, ni tampoco hacerla de pitonizo. Hay errores que se cometen y hay errores que se pagan. Reitero mi lealtad y compromiso con Marcelo Ebrard”.

Este episodio provocó la inconformidad de Barrales, quien amagó con levantarse de la mesa de negociación con el Diálogo por la Reconstrucción de México, encabezado por Manuel Camacho Solís.

Martha Gastélum, integrante del equipo de Barrales, explicó que el diálogo con el Dia “no está roto. Sólo expresamos nuestra inconformidad por los señalamientos del ex secretario de Turismo y otras inconformidades que ocurrieran durante el levantamiento de las encuestas como las llamadas a favor de Mancera”.

Dijo que en el trascurso de la mañana el equipo analizará los resultados de las encuestas y el impacto de las supuestas irregularidades, y después del anuncio del ganador emitirá un posicionamiento.