Ligan carreras con industria

Alrededor de 70 por ciento de los egresados del Instituto Politécnico Nacional (IPN) logran colocarse en trabajos adecuados, por su especialización y por estar ligados a industrias que tienen auge en el País, aseguró Daffny Rosado Moreno, Secretario Académico de la institución.

La gran proporción de alumnos del IPN se encuentran en áreas de Ingeniería y Ciencias Químico Biológicas y sólo 10 por ciento en Ciencias Sociales y Administrativas.

El funcionario comentó que el IPN ha tenido carreras de reciente creación como mecatrónica, telemática y sistemas automotrices, donde empieza a crecer la demanda, ya que actualmente se reciben 15 solicitudes por cada lugar disponible.

Esta institución abrió unidades académicas en estados donde se encuentra la actividad manufacturera o la industria automotriz, con programas de estudio que les dan flexibilidad a los egresados de ingeniería.

Por ejemplo, aquellos con una especialización en sistemas automotrices, podrían tener una ruta hacia producción manufacturera o en servicios en mantenimiento, según las necesidades de la región.

“Tenemos unidades en Guanajuato y Zacatecas, donde se imparten ingenierías seleccionadas para un entorno donde hay un crecimiento importante de la actividad manufacturera como la industria automotriz. Ahí es donde hay mayores posibilidades de inserción laboral”, afirmó Moreno.

Consideró que la especialización de sus estudiantes los ha llevado a conseguir un empleo con mayor rapidez debido a que las empresas les ofrecen vacantes antes de que terminen su formación universitaria.

“Hay una inserción rápida en ocupaciones especializadas, las empresas los buscan antes de que salgan. Tenemos chicos que estaban por terminar el semestre y las empresas automotrices los solicitan. Tenemos chicos en Alemania haciendo una formación especializada con una empresa determinada, en la ruta de la contratación” describió.

Rosado Moreno externó que a mayor escolaridad, se encuentran mayores posibilidades de empleo, sin embargo, la formación debe estar acorde con la dinámica productiva del País.

“La inserción en el trabajo es un elemento clave de la inserción social de los jóvenes, si nosotros no cuidamos ue nuestra formación contemple lo que está sucediendo en el mundo de la producción y el trabajo estaremos en dificultades mayores”, recalcó.

Mencionó que en el futuro, las actividades ligadas a las áreas de la salud, la producción manufacturera, aeroespacial, automotriz, biotecnología, medio ambiente, energía y ahorro de agua, serán las que tengan mayor demanda en el mercado laboral.

Reforma