Fraudes laborales: ¿Cuáles son los más comunes?

fraudes laborales

Hoy en día la búsqueda de oportunidades laborales se realiza, con mayor frecuencia, a través de internet. Estadísticas indican que cerca del 90% de los mexicanos recurren a grupos de Facebook o bolsas de trabajo en línea; sin embargo, es común que, una vez en su vida, se enfrenten a los fraudes laborales.

De acuerdo con el último informe de la Policía Cibernética Federal, 2% de las denuncias por estafas en línea se relacionan con la búsqueda de trabajo.

fraudes laborales
Foto: Internet

¿Cuáles son los más comunes?

Cuotas

Información de Publimetro destacó que la estafa laboral más común es aquella en la que la empresa pide a la y/o el postulante realizar un pago de 400 a 2 mil pesos para adquirir materiales, productos o supuestos cursos.

Humberto Salazar y reclutador por más de 10 años aseguró que “hay quienes piden entre 50 y 100 pesos a cada persona”, cuota necesaria para fotocopias, manuales y demás documentos.

Robo de datos personales

La situación se agrava cuando las personas desempleadas caen en manos de empresas fantasmas. Éstas se inscriben en las bolsas de trabajo en línea o realizan publicaciones a través de redes sociales; los solicitantes les envían su información profesional y datos personales con la esperanza de encontrar una buena opción de trabajo.

Las empresas fantasmas venden los datos presentes en los CV a compañías enfocadas a realizar campañas publicitarias; en el mayor de los casos, se practica el robo de identidad.

Extorsiones

Los sectores blancos de fraudes laborales son las amas de casa, estudiantes, jóvenes sin experiencia y personas de la tercera edad. Las áreas relacionadas con el telemarketing y las ventas son donde más se presentan estos casos. Las extorsiones son las formas más extremas del fraude laboral, los extorsionadores envían mensajes intimidatorios a las víctimas.

fraudes laborales
Foto: Auditiva FM

¿Qué se recomienda?

  • No confíes en vacantes que presentan faltas de ortografía.
  • Antes de enviar información curricular, verifica que la publicación cuente con un teléfono fijo y llama para verificar los requisitos.
  • Si te piden dinero para algún trámite o la compra de productos, no son empresas confiables.
  • Cuando las vacantes se ofrecen a través de redes sociales, primero lee los comentarios al respecto. Es común que entre las personas den referencias. De esta manera se han dado a conocer muchos casos de falsos empleos.
  • Nunca proporciones información confidencial: contraseñas, cuentas bancarias, etcétera.

Con información de Publimetro.