Compartir esta publicación

Entérate

#CartasDeUnCiudadano: Autopsia universitaria del Segundo Informe de Gobierno

Cartas-SegundoInforme-Sello

Por Sebastián Jaimes Garfias

Twitter:  @Sebastian_JG16

El pasado martes, el titular del Poder Ejecutivo dio a conocer su Segundo Informe de Gobierno. Se trató de un evento evidentemente ensombrecido por la situación que atraviesa el país. A parecer de muchos, se trató de una conferencia de prensa por la mañana más, con la particularidad de que duró menos y no se hicieron preguntas.


El presidente López, volvió a hacer referencia a los mismos temas que ha estado repitiendo desde su campaña y durante el tiempo que ha ejercido sus funciones.

Nada nuevo bajo el sol.

Austeridad y combate a la corrupción como el cimiento sobre el cual construye su administración, la reiterada acusación al fracaso del modelo y los gobiernos neoliberales y su firme convicción de hacer crecer a la economía inyectándole moralidad y buenos deseos; meros eufemismos con los que simplifica realidades mucho más complejas.

Orgullosamente informa que gracias a las mediadas austeras se ha podido ahorrar mucho dinero que, entre otras cosas, se ha destinado a apoyar de alguna manera a 7 de cada 10 familias.

Curiosamente esta cifra de familias coincide de alguna forma con el porcentaje que, hasta el momento, él mismo comenta tiene de respaldo y aprobación entre la población mexicana.

En materia de seguridad sostiene que ha habido una considerable reducción estadística de delitos; se frenaron feminicidios, secuestros y robos en todas sus modalidades. Afirma que ya no manda la delincuencia organizada. En ese sentido, parece ser que el presidente, no está viviendo en el mismo México donde vivimos muchos otros mexicanos, donde las estadísticas no nos sirven para desmentir la realidad de la que día a día somos testigos en la calle.

En el contexto de la crisis económica y de salud, aseguró que “en el peor
momento contamos con el mejor gobierno”, que “ya pasó lo peor”. Lo anterior, no le toca a él concluirlo, toca a nosotros.

Le vendría bien al presidente ser un poco más autocrítico, dejar en la medida de lo posible de rendirse ante la tentación de la egolatría y la vanidad.

Dice que a 2 años de haber iniciado su gestión se han cumplido 95 compromisos de los 100 que propuso durante su candidatura. Nunca especificó de cuáles se trataban.

Cualquier administración tiene aciertos y errores, es natural; no obstante, sería bueno reconocer ambos de manera más amplia, hacer autoevaluaciones que junto con la crítica de la sociedad sirvan de retroalimentación para seguir mejorando y pavimentando bienestar y progreso en todos sentidos y direcciones. Este gobierno no es y no debería ser excepción. Toca a nosotros, los ciudadanos, seguir analizando, cuestionando y criticando estos resultados, acciones y medidas.

Debemos ser parte junto con el gobierno del cambio; de otra forma, no tendríamos la satisfacción de poder considerarnos una democracia.

Compartir esta publicación

Deja tu Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Campos requeridos *

Usted tal vez utilice estos HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>