Liberan a líder de carteristas del Metro

Luego de que este martes el Sistema de Transporte Colectivo Metro (STC) y la Secretaría de Seguridad Ciudadana capitalina (SSC) anunciaran la detención del “Chocorrol”, señalado como líder de una banda de carteristas que operaba en la estación Tacuba de la Línea 2, hoy el presunto delincuente está libre

El STC dio a conocer el martes que al contar con el registro en video de la forma de operar del sujeto, éste fue capturado y presentado ante el Ministerio Público. Sin embargo, el hombre pasó menos de 24 horas ante las autoridades y salió en libertad porque nadie se presentó a denunciarlo. 


Personal de seguridad del Sistema de Transporte Colectivo Metro (STC) detuvo a un sujeto identificado como “El Chocorrol” en la estación Tacuba de la Línea 2.

El sujeto habría sido identificado como el presunto líder de una banda que se dedicaba al robo de celulares y carteras al interior del STC.

Mediante labores de investigación y videos de los ilícitos, personal de seguridad del Metro logró identificar el modo de operación y a las personas que integran al grupo de carteristas.

Así operaban

Según las imágenes disponibles, tres personas, dos mujeres y un hombre, aprovechaban la alta presencia de usuarios en la estación Tacuba para cometer el ilícito.

Luego de obtener las pertenencias de la gente, entre las que se encuentran carteras o teléfonos celulares, se los distribuyen para evitar que alguien los identificara. Tras comerte los ilícitos, las dos mujeres y el hombre abandonaban el anden.

Sin embargo, durante el operativo realizado por personal del Metro y policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, identificaron el modo de operación y detuvieron a “El Chocorrol”.

De sus cómplices, aún no se sabe nada. Aunque el Metro informó que ha identificado a cuatro personas más de la banda y mantiene vigilancia en la Línea 7 para desarticular a la banda.

“El Chocorrol” fue llevado ante el Ministerio Público para que se le finquen responsabilidades.

A la par, instó a los usuarios a denunciar cualquier ilícito cometido en las estaciones o trenes del servicio, a fin de “hacer efectiva la acción de la justicia”.

Una vez que el transporte llegaba al anden, los sujetos identifican a su potencial víctima, se acercaban a los usuarios y los esculcaban.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.