López Obrador en Acapulco: Críticas y protestas marcan su visita

Reconstrucción autogestionada: La propuesta controversial del presidente

Desde la Base Naval de la Secretaría de Marina en Acapulco, el presidente Andrés Manuel López Obrador generó controversia al instar a las familias damnificadas por el huracán Otis a encargarse personalmente de la reconstrucción de sus viviendas. Esta declaración provocó fuertes críticas, como la del senador Emilio Álvarez, quien señaló en redes sociales: “Lo dice quien vive en un Palacio sin pagar un solo peso de los 7 millones mensuales que cuesta su mantenimiento.”

Acapulco: Cuatro semanas después de Otis

El presidente mexicano visitó Acapulco, la ciudad más afectada por el huracán Otis, que tocó tierra el 25 de octubre en Guerrero, dejando 50 muertos. A cuatro semanas del desastre, López Obrador prometió reconstruir Acapulco “en muy poco tiempo” durante una conferencia matutina.

A pesar de las promesas de rápida reconstrucción, la visita presidencial fue recibida con protestas. Residentes y trabajadores del sector turístico expresaron su descontento, acusando la falta de apoyos y denunciando la persistencia de desaparecidos. Carteles con consignas como “AMLO traidor” y “Morena traicionó a Acapulco” fueron visibles durante la visita.

Desafíos y cuestionamientos: Respuesta gubernamental en el foco

El Gobierno de López Obrador ha enfrentado críticas por la cifra oficial de muertos y la atención tardía a los damnificados en Acapulco y Coyuca de Benítez. A pesar de la respuesta del presidente, acusando a sus “adversarios” de difundir cifras infladas, persisten cuestionamientos sobre la efectividad de las acciones gubernamentales.

Cifras en debate: Desaparecidos y pérdidas económicas

Las cifras en torno al huracán Otis son motivo de debate. Mientras las autoridades reportan 30 personas desaparecidas, los familiares cuestionan esta cifra y denuncian que se intenta “maquillar” la realidad. Las pérdidas económicas calculadas por Fitch ascienden a 16.000 millones de dólares, y las cámaras empresariales proyectan hasta 300.000 millones de pesos (más de 17.450 millones de dólares) para la reconstrucción de Acapulco.

Respuesta presidencial y compromisos financieros

López Obrador, ante las críticas, aseguró que no habrá límites presupuestarios y que se destinará el dinero necesario para rehabilitar Acapulco. El presupuesto gubernamental estimado para reparaciones y apoyos sociales asciende a 61.313 millones de pesos (más de 3.500 millones de dólares). Sin embargo, las protestas indican que la población aún siente la falta de respuestas concretas.

Descontento en las bases: Protestas y desafíos para el Gobierno

Las imágenes de protestas y el descontento expresado en Acapulco ponen de manifiesto el desafío que enfrenta el Gobierno en su intento por gestionar la crisis provocada por Otis. A medida que la reconstrucción avanza, el presidente y su administración deben abordar no solo los desafíos logísticos sino también las expectativas y demandas de la población afectada.

Recommended Posts