El programa “Sembrando Vida” ha provocado la deforestación de 73,000 hectáreas: WRI

El Instituto de Recursos Mundiales (WRI, por sus siglas en inglés), con sede en Washington, estima que el programa ambiental “Sembrando Vida” pudo haber ocasionado la pérdida de casi 73,000 hectáreas de cobertura forestal durante su primer año de operación, de acuerdo con un estudio basado en imágenes satelitales.

Enorme pérdida de cobertura forestal

Bloomberg News dio a conocer esta información desde el pasado 8 de marzo, en un artículo titulado “Cómo el vasto programa de plantación de árboles de México terminó fomentando la deforestación”. La publicación denuncia este programa podría representar una pérdida de cobertura forestal casi del tamaño de la ciudad de Nueva York.

Derribando vida

Participar en el programa “Sembrando Vida” ha enfrentado a algunos de sus beneficiarios a una paradoja: para poder sembrar los nuevos árboles frutales y maderables, han tenido que cortar y quemar algunos preexistentes en las selvas.

En el reportaje de Bloomberg News, campesinos de Yucatán y Campeche denunciaron que anteriormente un programa del gobierno les pagaba por cuidar la selva, pero en la presente administración dicho presupuesto se recortó. Frente a ello, y para poder recibir los 4,500 pesos mensuales del programa “Sembrando Vida”, tuvieron que abandonar dicha labor y dedicarse a las nuevas plantaciones. 

Asimismo, los habitantes de la zona mostraron a Bloomberg algunos troncos carbonizados de árboles que se han tenido que “eliminar” para dar lugar a las nuevas plantaciones.

Sergio López, profesor de Ecología de la Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas, reportó también que muchos de los campesinos han considerado necesario “tirar la selva” y utilizar esos árboles para sus hogares o para venderlos. 

Los campesinos informaron que además se tienen que sembrar árboles no nativos, los cuales mueren dos o tres veces al poco tiempo de ser plantados.

“La gente está muy contenta”

Cuando el reportero Max de Haldevang, de Bloomberg News, cuestionó al presidente en la Mañanera del 10 de marzo sobre la situación expuesta por WRI, López Obrador le respondió: “Yo no tengo esa información. La gente está muy contenta con el programa Sembrando Vida”.

Max señaló el caso de un campesino de Campeche necesitaba los recursos del programa y tuvo que quemar 60 especies de árboles, entre ellos tzalam y chaká, para poder entrar y obtener ese ingreso. 

El presidente negó que se estén destruyendo los recursos forestales de la zona y aseguró que “Sembrando Vida” es el plan de reforestación “más importante” del mundo. 

Reiteró que el objetivo es plantar más de mil millones de árboles en un millón de hectáreas par beneficiar a 420 mil sembradores. Finalmente, se comprometió a investigar la situación. 

ilarraza

Relacionados