Vacunan en Campeche con dosis falsas

El 17 de marzo se confiscó un cargamento de vacunas falsas Sputnik V en el aeropuerto de Campeche, el cual pretendía ser enviado a Honduras. Al respecto el gobierno de México informó mediante comunicado en su página oficial:

“El personal de Aduanas procedió al embargo precautorio de los frascos con la vacuna rusa que se mantendrán conservando la cadena de frío; la aeronave quedó en garantía del interés fiscal y la tripulación y pasajeros de nacionalidad hondureña, fueron puestos a disposición de la Fiscalía General de la República.”

Al estilo Duarte, se vacunó con dosis falsas

Sin embargo, información reciente que publicó el periódico Reforma sostiene que más de mil personas fueron vacunadas con las pruebas falsas de Sputnik V. Entre ellos hay trabajadores de la fábrica y el dueño de origen paquistaní Mohamad Yusuff Amdani, así como personas cercanas a él que pudieron haber viajado desde otros estados para recibir la vacuna.

El propietario de la fábrica ya fue acusado de ser el autor intelectual de la importación ilegal. De hecho, se les dio a todos los trabajadores vacaciones hasta el próximo 4 de abril.

Las personas fueron citadas el pasado 15 de marzo para ser vacunados contra COVID-19 con la Sputkin V. La cita se dio en un consultorio privado con servicio de enfermería de la empresa. Se les dijo que no habría problema y seguirían trabajando de manera normal.

Vacunación el 10 y 15 de marzo

Mohamad Yusuf Amdani Bai es cercano a la clase política de Campeche y también se le relaciona con las personas detenidas con las dosis falsas. Entre las personas que fueron vacunadas se encuentran comerciantes, taxistas, algunos incluso de Mérida quienes viajaron con ese único fin. Esto sucedió en el hotel Ocean View, propiedad del empresario, el 10 de marzo pasado.

Las vacunas aseguradas en el aeropuerto de Campeche serían las que sobraron después de la aplicación en el hotel el 10 de marzo y el 15 de marzo en la maquiladora Karim´s.

Se trata de un intento de desacreditar la vacuna rusa

Al respecto, el Fondo de Inversión Directa de Rusia (RDIF) dio a conocer que, efectivamente, las dosis confiscadas de la vacuna Sputnik V son falsas; sin embargo, su postura es que la distribución del fármaco se trata de un acto para desacreditarla.

A través de un comunicado, el RDIF agradeció al gobierno de México por la incautación y reiteró su cooperación para identificar el producto apócrifo e investigar a los responsables con el fin de garantizar la seguridad del fármaco ruso y su cadena de suministro global.

Redacción Ciudadanos en Red

http://ciudadanosenred.com.mx

Relacionados