golf

Las odiaban por corruptas y ahora les dan contratos

Para López Obrador, José Miguel Bejos es el ejemplo perfecto de corrupción: un empresario que se vuelve su amigo y recibe contratos multimillonarios.