#Reportaje: Ni la bondad de AMLO reduce feminicidios, 1,714 en 2 años

Por Gabriela Rivera

@gabs_07

En lo que va de esta administración se han cometido 1,714 feminicidios en todo el país, mientras el presidente Andrés Manuel López Obrador insiste en que la muerte de estas niñas, adolescentes y mujeres son causadas “por el neoliberalismo”.

De acuerdo con las cifras del Secretariado de Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en 2019 se cometieron 937 feminicidios, mientras que, hasta octubre de este año, han ocurrido 777 feminicidios.

Las estadísticas señalan que los dos primeros años del gobierno de López Obrador podrían ser los más violentos, ya que las cifras van en aumento, en comparación con años anteriores.

Sin embargo, el presidente sigue minimizando el problema. Apenas el 25 de noviembre pasado, en medio de la celebración del Día Internacional de la Eliminación de las Violencias contra las Mujeres, el mandatario se aventuró a responder que las causas del feminicidio son las mismas que las del homicidio.

“En general sí, porque ha habido mucha desintegración en las familias, mucha pérdida de valores y necesitamos luchar por una sociedad mejor, por hacer valer la justicia, porque no predomine lo material, por poner por delante el amor al prójimo y por hacer entender a todos que solo siendo buenos podemos ser felices”, dijo en la conferencia de prensa matutina.

Y mientras López Obrador sigue predicando la bondad para alcanzar la felicidad, 10 mujeres, niñas y adolescentes son asesinadas todos los días en todos los estados del país.

El mismo día que el Presidente minimizaba las causas de asesinatos a las mujeres, en Chietla, Puebla, Guadalupe fue atacada con un hombre armado con un machete. La mujer de 30 años se desangró por las heridas causadas y murió a los pocos minutos de haber llegado al hospital.

Dos días antes de estos hechos, el cuerpo de Sofía apareció en un terreno baldío de Fresnillo, Zacatecas. La menor de 12 años salió de la casa de sus abuelos el 11 de noviembre sin avisar y ya no regreso; días después pidieron dinero por el rescate de la menor, pero al final la niña fue asesinada: la autopsia reveló asfixia y abuso sexual.

Estos son los últimos casos de una serie de asesinatos que se han dado a lo largo del año y sin importar que el país enfrente una pandemia y se encuentre en confinamiento, asegura María de la Luz Estrada, directora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF).

Tan solo en lo que va del año, el número telefónico del 911 ha recibido 221 mil 323 llamadas de auxilio de mujeres que viven una situación de violencia dentro de sus hogares, siendo marzo —en pleno inicio del confinamiento— el mes con más llamadas.

Los especialistas han señalado que estas llamadas de altera son el primer signo de violencia al interior de los hogares y tienen que ser un foco rojo de atención para las autoridades ante un posible desenlace fatal para la mujer. 

Sin embargo, esto tampoco ha sido tomado en cuenta por las autoridades, quienes minimizan estas denuncias y piden a las mujeres seguir en su casa con el hombre que las violenta, hasta que muchas de ellas terminan muertas, incluso en frente de sus hijos.

Y es que la “bondad” entre las familias que pregona López Obrador no es tan común como el mandatario quisiera y 64% de los feminicidios son cometidos por familiares de la víctima: esposos, padres, abuelos, tíos, primos.

Por si esto fuera poco, las familias de las víctimas de feminicidios han enfrentado el problema de impunidad y la indiferencia de las autoridades de este gobierno.

María Salguero, creadora del Mapa del Feminicidio en México, aseguró que los grupos de activistas están decepcionados de la actitud de López Obrador.

“El habla de una baja en los feminicidios, pero la cifra de mujeres asesinadas sube. El no querer recibir a madres afuera del Palacio Nacional es un desprecio hacia las víctimas”, aseguró en entrevista con Carlos Loret de Mola.

Redacción Ciudadanos en Red

http://ciudadanosenred.com.mx

Relacionados