Compartir esta publicación

Lo de hoy / Últimas noticias

Los costos de minimizar la pandemia, miles de muertos e infectados

costos amlo

El 26 de abril, el presidente Andrés Manuel López Obrador, afirmó en un mensaje que “vamos bien, se ha podido domar la epidemia, en vez de que se disparara… el crecimiento ha sido horizontal”. Hasta ese momento se tenían reportados 14 mil 677 casos de Covid-19 en el país.

Un mes después, en el país hay casi 5 veces más casos, van 68 mil 620 positivos, es decir 53 mil 943 enfermos nuevos en 30 días. Pasa lo mismo con la cifra de fallecidos, pasaron de mil 351 el 26 de abril a 7 mil 394 al día de hoy, es decir, 6 mil 43 defunciones en un mes.

En la semana del 18 al 24 de mayo, se reportaron 19 mil 131 casos positivos, en estos días se reportaron los mayores picos, con 2 mil 973 el 21 de mayo, 3 mil 30 el 22 de mayo y 2 mil 989 el día 23.

En el mismo periodo de tiempo hubo 2 mil 217 defunciones por Covid-19. Los días más letales fueron el 20 de mayo con 424, 21 de mayo con 420 y 479 el 22.

El fin de semana, el presidente reiteró en dos mensajes diferentes, que ya vamos de salida en la enfermedad, pero pidió que la gente no relaje las medidas de prevención, puso el ejemplo de Tabasco, donde la gente comenzó a salir a la calle y hubo un repunte en los casos confirmados.

Desde el inicio de la pandemia, el presidente ha minimizado la pandemia, el 31 de diciembre, en su conferencia matutina, afirmó que “no debe de haber alarmas, se piensa que no es tan dañino, tan fatal este virus llamado coronavirus”

El 13 de febrero, volvió a comentar que “lo cierto es que sí existen los protocolos, pero se considera que afortunadamente no es un asunto grave, para decirlo así, se considera”.

El 27 de febrero volvió a la carga y dijo que “hay que informar para que no haya pánico, no suceda lo que pasó con la influenza, que se exageró, que se afectó, pero fue mal manejado, nos afectó incluso económicamente”. Un día después incluso afirmó que la enfermedad era menor al efecto de la influenza AH1N1, “no es, repito, según la información que se tiene, algo terrible, fatal, ni siquiera es equivalente a la influenza, para que todos los que están escuchando tengamos esta información”.

El 4 de marzo dio una de sus declaraciones polémicas, al decirle a la gente “Miren, lo del coronavirus, eso de que no se puede uno abrazar; hay que abrazarse, no pasa nada, o sea, y así, o sea, nada de confrontación, de pleito”.

Además de minimizar la enfermedad, el presidente ha denigrado al equipo de salud que ha estado combatiendo la enfermedad. A pesar de las protestas por la falta de insumos médicos, el mandatario negó que esto sucediera.

En plena pandemia, el mandatario insultó a los doctores al afirmar que ante su prioridad es obtener dinero y no la salud de los enfermos. El mandatario tuvo que disculparse luego que los colegios médicos se quejaran por sus dichos.

Además, en reiteradas ocasiones el presidente le ha dado una medalla de plata a los doctores que han estado luchando contra la enfermedad, mientras que a los ciudadanos, esos que han salido a hacer filas para comprar cerveza, juguetes en el día del niño y pasteles el día de las madres, tienen una medalla de oro.

Compartir esta publicación